Ocupa2, Agencia de Colocación

Dinámica de grupo: Consejos para afrontar una entrevista de trabajo grupal

La dinámica de grupo o dinámicas grupales son cada vez más habituales en las empresas para comprobar cómo funcionan los candidatos a un puesto de trabajo en situaciones de interacción social. Si alguna vez tienes que enfrentarte a un proceso de selección de estas características hoy te traemos algunos consejos útiles para saber qué puedes esperar.

Existen varios tipos de dinámicas de grupo que son útiles a la hora de determinar la idoneidad de un candidato para un puesto de trabajo, y se emplearán unas u otras en función de lo que el empleador quiera evaluar. Pero en general se trata de hacer que la persona entrevistada interactúe con otras en su misma situación para comprobar su actitud hacia los demás, sus conocimientos y sus habilidades.

Dinámicas de grupo de presentaciones

Como comienzo se suelen usar dinámicas de presentaciones para romper el hielo y ver cómo reaccionan los candidatos frente a una primera toma de contacto con compañeros a los que no conoce. Amabilidad, timidez, desenvoltura y buenos modales son algunos de los parámetros que servirán aquí para evaluar a los candidatos.

Dinámicas de grupo por roles

Más elaborados son los juegos o dinámicas de rol, donde cada persona asume un papel en una situación ficticia en la que se busca la solución a un conflicto. Puede trabajarse con roles preasignados por un moderador, que los candidatos habrán de asumir como si de un personaje se tratara, o bien de una forma libre: planteando la situación y dejando que cada persona asuma su propia función en el grupo. Aquí saldrán a relucir otras habilidades sociales más complejas, como la empatía, el liderazgo, la capacidad de organización o la resilencia.

Nuestros consejos para afrontar una dinámica de grupo

En cualquier caso, y sea cual sea la dinámica de grupo a la que tengáis que enfrentaros en un proceso de selección de personal, podéis tener en cuenta estos consejos:

Como veis, podéis (y debéis) prepararos con antelación a la realización de la dinámica, incluso ensayando delante de un espejo. Valorad bien cuáles son vuestras fortalezas y debilidades, y haced uso de ellas para conseguir el mejor resultado de cara al entrevistador. Y, ante todo, sed sinceros: tenéis que mostrar vuestra mejor cara pero sin dejar de ser quien sois.

Otros artículos de interés

Designed by Freepik

Estás navegando en la versión móvil (AMP)
Ver versión original.