Cómo pueden tus contactos ayudarte a encontrar empleo

Las estadísticas nos marcan un alto porcentaje de ofertas de trabajo cubiertas por recomendaciones de un familiar o amigo y esto es un hecho. Es importante que tengamos una red de contactos, amigos y familiares bien definida. Para ello, nos pararemos un momento a pensar qué contactos nos podrían ayudar a encontrar empleo y nos podrían ser de utilidad.

Una vez realizada esta lista, los contactos deben conocer que estamos en busca de empleo, así podrán avisarte de una vacante en sus empresas o incluso poder darte alguna referencia laboral o incluso consejos interesantes para tu búsqueda.

Dentro de cualquier guía de asesoramiento laboral, toman cómo principal, necesario y recomendado, cuidar y ampliar tu red de contactos para tu búsqueda de empleo. Tu círculo más cercano, tu familia y tus buenas amistades, te conocen mejor que nadie, conocen tu cualidades y tu perfil profesional y es por ello que pueden ayudarte a conseguir trabajo en un puesto acorde a tus aptitudes. Sin embargo, es aquí dónde radica la confusión y el lío: que alguien te recomiende, o te contrate incluso sin saber nada de ti, sin saber si encajas o no con el puesto y sin saber si podrás desenvolverte bien en él. En este momento es cuando podemos hablar de lo que se conoce con enchufe: enchufismo.

El enchufismo está mal visto por el propio significado del concepto: cargo o destino que se obtiene sin méritos, por amistad o por influencia política, desatendiendo a los méritos propios de los candidatos.

Y es que no todas las personas recomendadas son válidas para el puesto a cubrir y no todas tienen las capacidades para desempeñar el puesto de trabajo para el que fueron recomendados.

Desgraciadamente es muy habitual encontrarnos personas ocupando vacantes poco acertadas dónde en definitiva, quien sale más perjudicado es el empresario e incluso el propio candidato.

Hay una versión móvil para esta página(AMP).

Abrir versión móvil.